Resultados 0 - 5 de aproximadamente 3 de "Balcarce Francisco Comandante General de Fronteras" en período de 1532 a 1900
1.
Perteneciente al 28 de Junio de 1792
Tomo XVI A, XVI f 141 a f 143

- Mediante petición Santiago Andrade solicita de merced el sitio que el cuerpo concedió a Francisco Castillo, por haberse este avecindado en Buenos Aires. Se accede.

- Carlos Piedrabuena Sargento de Milicias, solicita de merced medio solar que linda al sur con Félix Lencinas, al este con Rosa Dávila, al norte con Antonio Piedrabuena y al oeste con tierras baldías. Se le concede.

- Por oficio del 27 del corriente el Sargento Mayor de Ejército Francisco Balcarce, Comandante de las Fronteras y Subdelegado del Sub Inspector remite nómina de las 7 compañías de milicias provinciales y urbanas que ha formado, para que, con intervención del Comandante de Armas proponga los oficiales de los mismos, a fin de que el Virrey expida los despachos correspondientes, “ínterin vinieren los que Su Majestad tenga a bien darles a los de las 2 Compañías de Blandengues Provinciales”. Se propone lo siguiente: 1º Compañía de Blandengues Provinciales de Caballería, Capitán a Juan Manuel Roldán, Teniente a Cayetano Echagüe, Alférez a Juan Antonio Arizmendi; 2º Compañía de Milicias de Caballería de Blandengues Provinciales, Capitán a José de Echagüe, Teniente a Joaquín Galisteo, Alférez a Manuel Villamea; 1º Compañía de Milicias Urbanas, que se compone de reformados, forasteros e inválidos, de Capitán a Martín Francisco de Larrechea, Teniente a Martín Ezpeleta, y Alférez a Juan de Larramendi; 2º Compañía de Milicias Urbanas, que se compone con al gente que servía en la de Roldán, Capitán a Agustín de Iriondo, Teniente a José Palma, y Alférez a Tomás Fornells; 3º Compañía de Milicias Urbanas, de Capitán a Atanasio Figueroa, Teniente a Joaquín Moya, Alférez a Ramón Martínez; 4º Compañía de Milicias Urbanas, con la gente de Coronda, capitán a José Baigorria, Teniente a Pedro Reyes, y Alférez a Manuel Torres; 5º Compañía de Milicias Urbanas, de Capitán a Francisco Javier Suero, Teniente a Ventura Correa y Alférez a Diego Alarcón.

- Mediante pedimento Felipe Reinoso solicita certificación sobre los siguientes puntos que en 1790 se estableció en la ciudad, con su mujer e hijo, e instaló una botica pública con permiso del Cabildo, que la ha administrado en beneficio público, habiendo atendido a algunos pobres por falta de facultativos, y que ha desempeñado con “quietud y honradez”. Se accede.

2.
Perteneciente al 30 de Junio de 1792
Tomo XVI A, XVI f 143 y f 143 v

- En razón de que las propuestas para los oficiales de las Compañías creadas según el oficio del 27 del corriente, del Comandante General de Fronteras Francisco Balcarce, debieron hacerse con intervención del Comandante de Armas, se dispone que el Alguacil Mayor pase a citarlo. Por haber respondido que hasta el lunes no puede asistir, se suspende el asunto.

3.
Perteneciente al 24 de Septiembre de 1792
Tomo XVI A, XVI f 162 v a f 164 v

- En oficio del 18 del corriente, el Secretario de Cámara, Facundo de Prieto y Pulido, inserta un auto de la Real Audiencia, proveído a consecuencia de la representación del Alcalde 1º sobre la falta de cuidado de la cárcel por parte del Alguacil Mayor y su Teniente, ordenando que el mencionado nombre una persona idónea como Alcaide. Se da por cumplimentada la orden, con el nombramiento que se hizo en José de Viso.

- El Virrey por oficio del 13 del actual hace saber que la instancia sobre l reintegro que debe hacer Manuel de los Ríos Gutiérrez al pueblo de Cayastá, la pasó a la Asesoría General

- Mediante oficio del 18 del corriente, el Virrey hace saber que mientras tanto espera el dictamen del Gobernador interino de Córdoba respecto del cordón que se formará con el traslado de los fuertes, según la elección de los parajes que hizo el Sargento Mayor Francisco Balcarce, se intensifique la vigilancia de las fronteras, para lo cuál podrán disponerse de las Compañías que acaban de formarse. A su efecto, se notificará este oficio al Comandante de Armas.

- Por oficio del 31 de agosto, el Virrey transcribe la Real Cédula del 25 de abril, por la cuál el Marqués de Bajamar le instruye sobre la forma en que deben hacerse las pruebas de limpieza de sangre y de nobleza para el ingreso al Colegio de nobles americanos erigido en Granada, acompañando una lista del a ropa y utensilios que deben proveerse los aspirantes. A fin d e que se publique por bando, se solicitará el auxilio necesario al Comandante de Armas.

- Mediante un oficio Antonio Barrenechea informa que tiene listas las cuentas y ofrece por su fiador a Ignacio Crespo. El cuerpo resuelve que éste otorgue las escrituras pertinentes.

- El Virrey por un oficio del 19 de septiembre dirigido al Cabildo y al Comandante de Armas, expresa que en atención a los casos de lepra – “llamado vulgarmente de San Lázaro” experimentados en la ciudad- con seis muertos y 14 enfermos, ha resuelto que se llame a Santa Fe al cirujano Manuel Rodríguez a quien ha nombrado en la Compañía de Blandengues para que se haga cargo de la curación y asistencia de dichos enfermos. A este efecto, dispone que se levante un Hospital provisional, en paraje alejado de la ciudad y de los caminos “bien ventilado de aire puro”. La obra se costeará con el caudal del noveno y medio de diezmos, y su administración estará a cargo de los Ministros de Real Hacienda y del Procurador Síndico General. Previene estimular a los vecinos a colaborar con el acarreo de los materiales. Añade que dicho Hospital se erigirá en el caso de que Manuel Rodríguez compruebe la existencia de dicha enfermedad. Se resuelve escribirle al cirujano a Corrientes.

Programa ADAI Archivo General de la provincia de Santa Fe